Italia 2011 – Julio 28. – Videos

Como anticipaba, cancelan el día por 80% de probabilidades de lluvia. No obstante, y luego de rogarles mucho, convenzo al equipo colombiano a subir al despegue, a tratar de hacer un vuelito. Mike decide no subir su ala, y nos acompaña para conducir el carro, junto con Ron, un piloto de la selección de Israel.

En carretera está lloviznando, y llegamos al despegue completamente nublado, pero con algunas cometas armadas.

Tan pronto armamos, el despegue se despeja y nos aventuramos a despegar.

Despego primero con un agradable viento, pero las condiciones no están todavía maduras y no logro sostenerme. 20 minutos más tarde estoy aterrizado mordiéndome una “$%!”$, mientras Jorge, Isaza y Siroco disfrutan de lo lindo en un vuelo en condiciones suaves y agradables, con un techo que apenas supera la altura del despegue.

Los despegues…

Desarmo rápido y consigo un aventón al despegue, gracias a unos pilotos de Bélgica que están en el aterrizadero esperando para subir.

Llego al despegue y armo de nuevo en menos de 15 minutos. Hago un despegue muy malo, al hacer el cambio de manos muy pronto en la parte plana del despegue, cuando el ala apenas está flotando, por lo que me veo obligado a empujar una vez más con los pies. Una vez estoy volando, continúo haciendo una razante en el despegue, como para “camuflar” un poco la medio cagada…

Ahora si, en condiciones más interesantes, logro ganar altura, hago un sobrepaso, y luego me dispongo a realizar un top landing.

En el primer intento,  me aventuro un poco atrás de la loma, en lo que parece el rotor, y acelero la cometa para evitar la turbulencia y quedar muy atrás, sin embargo, parece que llevo todavía mucha energía, pues cuando llego al suelo, arrastro un poco los pies pero el ala va volando a más de 40 km/h, por lo que me sigo de largo, para intentar una segunda vez.

Gano de nuevo un poco de altura al norte del despegue, y me aventuro nuevamente sobre el despegue, haciendo señas con los pies y el cierre del arnés abierto, para asegurarme de que Mike, Ron y Jelko estén pendientes (filmen) de mi intento – o incluso por si algo sale mal y necesito ayuda -. Me proyecto un poco más atrás y un poco más bajo, y enfrento la cometa a la pendiente del rotor del despegue, unos 10 mts por debajo de la línea de despegue.

Acelero manteniendo el arnés abierto y las piernas haciendo algo de resistencia para no ganar mucha energía, sino para perder algo más de altura. Una vez me acerco al suelo dejo flotar el ala, que asciende suavemente los últimos metros y queda flotando muy lento en toda la parte superior del despegue. Logro aterrizar.

Desde 1999, la primera vez que vine a Montecucco, me estaba saboreando el aterrizaje arriba en el despegue, y 11 años mas tarde tengo la oportunidad de hacerlo. Es bacanísimo.

Una vez aterrizo encima, la cometica todavía está volando, entonces empiezo a correr nuevamente y la empiezo a acelerar para volver a despegar, pero me machuco una “pelota” con las cuerdas del arnés y hasta allí me llega el impulso.

Un tercer despegue luego del top landing, para corregir el anterior, me deja algo más tranquilo, y con tiempo para hacer un nuevo sobrevuelo, y jugar con algunos pilotos que se encuentran, para finalmente aterrizar junto al equipo colombiano que esperan en el aterrizadero, luego de haberme dado en la cabeza en el primer intento del día.

Tercer Despegue

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s